Lágrimas de sirena


Las lágrimas de sirena o más conocidas por los anglosajones como "mermaid tears" son unos microplásticos redonditos que se usan para la fabricación de bolsas de plástico, utensilios para comer de plástico, botellas de plástico, cosmética, ...
Muchas de ellas son imperceptibles para el ojo humano pero otras no y se han convertido en los habitantes más abundantes en casi todas las playas del mundo.
Estos microplásticos (derivados del petróleo) son altamente tóxicos, aunque la industria se empeñe en negar la evidencia. Y están intoxicando nuestros mares y océanos de manera preocupante. 

Han llegado al plato de muchos y va a ser muy difícil parar esta tendencia. Llegan a los mares de nuestra cosmética, fábricas de plástico, camiones que los transportan, ... 
Han entrado a la cadena alimenticia des de abajo y todos los estratos los estamos sufriendo.
Los peces los consumen al no poder distinguirlos del plancton, estos sirven de alimento a otros peces y así hasta llegar a la mesa de los comensales.

El problema va en aumento y muchas especies están viendo reducida su población de manera alarmante. Se intoxican, enferman y sufren nuestro egoísmo y falta de consciencia. 
Estos microplásticos son usados de manera abusiva por la industria. 

Cada km de océano contiene una media de 74.000 fragmentos de plástico. Como sabéis el plástico no es biodegradable (ningún plástico) solo se va degradando en pequeños fragmentos por la acción del sol. Pero estos pequeño fragmentos también tienen consecuencias catastróficas en el ecosistema.

¿Qué solución hay? decir a las empresas alto y claro ¡No al plástico! 
No es necesario el uso abusivo y desproporcionado de este material. Se les ha ido de las manos y con el aumento de población que ha sufrido el planeta es insostenible. las empresas no harán nada si no se ven obligados por el consumidor.
Esta en nuestras manos, vivir como queremos y dejar "un futuro" a las generaciones venideras nos hará libres.

STOP PLÁSTICO